Dahl, Roald

BOY (Relatos de Infancia)
EDITORIAL LOQUELEO, 2016

Aunque el autor no era partidario de escribir autobiografías (“yo nunca escribiría una historia de mi mismo….Por lo general, una autobiografía está llena de tediosos pormenores de todas clases”), en 1984 recopila en un volumen las simpáticas anécdotas y vivencias de infancia y juventud, entre los 6 y los 20 años, con recuerdos de personajes – profesores principalmente – que le marcaron hasta el punto de aparecer reflejados en muchos de sus libros, y con critica a los métodos represivos de las escuelas británicas de la época
El libro se divide en cuatro partes relacionadas con las escuelas por las que pasó: de los seis a los siete años, de los 7 a los 9, de los 9 a los 13(“el internado fue la primera gran aventura de mi vida”), de los 13 a los 20. En 1933 deja la escuela para incorporarse a la compañía Shell.
Entre las curiosas anécdotas de infancia, se citan la del ratón en el tarro de caramelos, la de calientaretretes (que refleja los abusos de los alumnos mayores y que por otra parte le permitió leer a Dickens),  o la de catador de chocolates, experiencia esta que le inspiró la historia de “Charlie y la fábrica de chocolate”.
Entre los personajes reales que luego plasmó en sus obras, están el rígido maestro o “Capitán Hardcastle” (“delgado, todo nervio, piernas flacas y duras y un bigote como un  seto espeso”), personaje retratado en “Danny, campeón del mundo”; o la “Señora Pratchett”, la del ratón en el tarro de caramelos (“vieja bruja pequeña y flaca, con bigote y una boca más agria que una endrina verde, delantal gris y mugriento”) que aparece en “La maravillosa medicina de Jorge”; o la “celadora de St. Peters” (“ogro con faldas”) vivo retrato de la directora Trunchbull en “Matilda”.
Incluye dibujos del autor y fotos de familia.
Traducción de SALUSTIANO MASÓ.
A PARTIR DE 11 AÑOS

CUENTOS EN VERSO PARA NIÑOS PERVERSOS
LOQUELEO, 2016

En muchos libros del autor, se encuentran poemas rimados o canciones. Es el caso de “Las Brujas”, “Charlie y la fábrica de chocolate”, “James y el melocotón gigante” o “La Jirafa, el Pelicano y el Mono”. E incluso escribió poemas rimados para adultos.
En este caso, en tono jocoso, irónico y desmitificador, reescribe seis cuentos tradicionales: Cenicienta, Juan y la habichuela mágica, Blancanieves y los siete enanitos, Rizos de Oro y los tres osos, Caperucita Roja y el Lobo, Los tres cerditos.
“Blancanieves” hace auto – estop y roba el espejo de la madrastra; “Cenicienta” después de conocer al príncipe, le basta con ser princesa por un día y no quiere casarse con él; “Caperucita” no se deja engañar por el lobo, que resulta ser un ingenuo y se hace un abrigo con su piel; en “Los Tres Cerditos” el lobo se come a dos, pero el tercero llama a Caperucita cuando se siente acosado y la joven dispara no solo al lobo, también al cerdito haciéndose “un bolso de mano con la piel del marrano”….
Ilustrado por QUENTIN BLAKE
Traducción muy acertada de MIGUEL AZAOLA
A PARTIR DE 9 – 10 AÑOS.

CUENTOS COMPLETOS
Ed. Alfaguara, 2013

(Introducción de Elvira Lindo)
Edición completa, en 920 páginas, de todos sus cuentos para adultos- salvo tres no traducidos – con un total de 55 y ocho de ellos inéditos hasta ahora en castellano.
Entre otros, los espectaculares “La señora Bixby y el abrigo del coronel”, “Cordero asado”, “El hombre del paraguas” o “Genésis y catástrofe”, siempre con el humor negro presente.
Los cuentos habían sido publicados en libros como “El gran cambiazo” (Anagrama), “Historias extraordinarias” (Anagrama), “Relatos de lo inesperado” (Anagrama), “Las mejores historias de R. Dahl” (Alfaguara serie roja), “Relatos escalofriantes de R. Dahl” (Alfaguara serie roja), “La venganza es mia S. A” (Debate), o “Genésis y Catástrofe” (Debate)
A PARTIR DE 14 AÑOS

LOS CRETINOS

EDITORIAL LOQUELEO, 2016

El señor Cretino tiene ya 60 años, había nacido cretino y ahora era más cretino que nunca. Era un viejo cochino y maloliente, con restos de comida en su espesa barba, tiesa como las cerdas de un cepillo. La señora Cretino, con su ojo de cristal y su bastón, no le iba a la zaga.

Entre ellos se gastaban pesadas bromas: la señora Cretino coloca su ojo de cristal en la jarra de cerveza que se toma su marido y le dice que le está vigilando; el señor Cretino se venga metiendo una rana en la cama de su esposa; a su vez, la señora Cretino mezcla gusanos con los espaguetis que come su marido….

Los Cretinos viven en una casa sin ventanas, con un jardín donde se encuentra el “Gran Árbol Muerto”, que el señor Cretino embadurnaba de cola cada semana para así cazar pájaros y cocinarlos. También en el jardín está la jaula con 4 monos, a los que continuamente obligaban a ponerse cabeza abajo.

Todos los pájaros son avisados por el Pájaro Gordinflón llegado de África, que libera también a los monos y entre todos preparan la venganza: dejarlos pegados cabeza abajo hasta que terminan encogiendo y desapareciendo (¿no deberían desaparecer todos los cretinos del mundo?).

Relato apropiado para contar, crítica a la grosería y a la zafiedad, con alusiones sobre el respeto a los animales, temas por otra parte muy habituales en la bibliografía del autor

Ilustrado por QUENTIN BLAKE.

Traducción de MARIBEL DE JUAN

A PARTIR DE 9 AÑOS

AGU TROT

EDITORIAL LOQUELEO, 2016

El señor Hoppy era un hombre jubilado que vivía solo. Tenía dos amores: las flores de su balcón y la señora Silver, una solitaria viuda que vivía en el piso de abajo.

Pero el amor de la señora Silver era la tortuguita Alfie que correteaba libre por su balcón, con 11 años al lado de la señora y tan solo 400 gramos de peso: daría “cualquier cosa” porque creciera.

Frase que llega a los oídos del señor Hoppy, que le ofrece una fórmula mágica supuestamente tomada de los beduinos: leer ritualmente unas palabras al revés, que comenzaban por “agu trot” (tortuga al revés). La frase “seré siempre su esclava” pronunciada por la señora, resonaba continuamente en los oídos del jubilado.

Pero el plan de Hoppy iba por otro lado: compra 140 tortugas de todos los tamaños, prepara unas largas pinzas y cada día coloca en la terraza de la viuda una tortuga 50 gramos más grande. Siete semanas después, la tortuga número 8 pesaba 750 gramos, es decir, 350 gramos más sin que la señora se diera cuenta.

Gracias a esto, el señor Hoppy logra su sueño: casarse con la viuda.

Nuevo canto a la imaginación y al ingenio, esta vez con el protagonismo de un anciano. Y como la capacidad de enamorarse no conoce edades, pero que hay que luchar por conseguir lo que se desea. Relato más próximo a la realidad que otros libros del autor.

Ilustrado por QUENTIN BLAKE. Traducción de MIGUEL SÁENZ.

A PARTIR DE 9 AÑOS

LOS MEJORES RELATOS DE ROALD DAHL

LOQUELEO, 2016

Antología de 13 cuentos, con el protagonismo de personajes muy variopintos, todos perfectamente perfilados y el predominio del personaje pícaro y astuto, pero que en el fondo resulta digno de compasión y predispone a la sonrisa. Diálogos muy naturales y monumento a la hipocresía y estupidez humana. Y destacar tres imprescindibles: “La señora Bixby y el abrigo del coronel”, “El hombre del paraguas” y “La venganza es mía S. A.”

De todos ellos, únicamente el titulado “Katina” es un cuento autobiográfico, y por lo tanto real, situado en Grecia en el año 1941, narrando sus vivencias como piloto de combate en la Segunda Guerra Mundial: “Katina es una niña de 9 años que rescatan herida tras un bombardeo y cuidan y protegen hasta que fallece heroicamente en un bombardeo de la aviación alemana.

“La patrona”: Billy Weaver, 17 años, llega desde Londres a otra ciudad por una oferta de trabajo y se hospeda en una pensión en la cual la amable patrona es especialista en disecar: un loro, un perro…y los dos últimos huéspedes.

“El gran gramatizador automático”: la historia de una máquina capaz de fabricar cuentos y novelas o la historia sobre la lucha entre la pasión por

crear y escribir y el poder del dinero y la importancia que hoy tiene la producción en serie. Planteando asimismo el futuro de la literatura.

“El sibarita”: un astuto catador de vinos hace una apuesta con el anfitrión: la mano de su hija si acierta o sus dos casas si pierde. Había hecho trampas, pero la idea no le sale bien cuando la doncella descubre su engaño.

“La subida al cielo”: la señora Foster se va de viaje a Paris y deja a su marido encerrado en el ascensor.

“Placer de clérigo”: un anticuario, disfrazado de cura, se dedica a recorrer granjas en busca de muebles, ofertando siempre gracias a su habilidad verbal y a su experiencia, mucho menos de lo que valían. Pero por su excesivo celo le lleva a perder la mejor pieza que jamás había encontrado.

“Jalea real”: Albert Taylor, experto en apicultura, proporciona a su hija recién nacida dosis de jalea real capaces de convertirla en una reina.

“La señora Bixby y el abrigo del coronel”: a la señora B. su amante, el coronel, le regala como despedida un abrigo de visón que ella empeña por 50 dólares, para fingir ante su marido que había encontrado la papeleta de empeño y así recuperarlo sin infundir sospechas.

Su marido acude a desempeñarlo y le entrega un ridículo cuello de visón. El abrigo pasa a los hombros de la ayudante – secretaria del marido, su amante.

“El hombre del paraguas”: un ingenioso truco ideado por un anciano para tomarse unas copas: cambiar un paraguas, en un día de lluvia, por unas libras. Paraguas que a su vez sustrae del repleto paragüero de un bar.

           “La venganza es mía S. A.”: sociedad fundada para vengar las afrentas infringidas por periodistas a personajes de la alta sociedad: por un puñetazo en la nariz, 500 dólares….Sus fundadores se hacen ricos e incluso desean salir en la columna del periodista L. Pantaloon, uno de los que dio origen a la fundación de la sociedad.

            “El mayordomo”: mayordomo astuto y bribón que se bebe el vino que recomienda a su amo.

           “Hombre del Sur”: una apuesta macabra: el dedo meñique por un Cadillac. Pero el Cadillac no era del apostante: todo se lo había ganado una mujer que solo tenía un dedo y el pulgar.

“Lady Turton”: el rico heredero Basil Turton, cuarentón, afable y sencillo, cae en las redes de una intrigante y bella mujer, de la que está a punto de vengarse instigado por el mayordomo.

Traducción para “Punto de Lectura”: FLORA CASAS. Para “Alfaguara”: VARIOS.

A PARTIR DE 14 AÑOS

RELATOS ESCALOFRIANTES DE ROALD DAHL

LOQUELEO, 2016

Selección de 11 cuentos del autor británico, dos relacionados con sus vivencias de infancia – El deseo y Galloping Foxley – otros dos relacionados con sus experiencias como piloto en la Segunda Guerra Mundial: Cuidado con el perro y Un cuento africano y El campeón del mundo ampliado en la novela juvenil “Danny, campeón del mundo”.

A resaltar como muy interesantes: “Cordero asado” y “El campeón del mundo”.

            El cirujano: un famoso cirujano, al llegar a su casa y por consejo de su mujer, esconde el diamante que le regala un príncipe árabe dentro del agua de una bandeja para cubitos de hielo. Diamante que desaparece al regreso al hogar y otro cirujano encuentra dentro del intestino de un joven que había asaltado su casa y tras emborracharse, tragado el cubito mezclado en la bebida.

Un cuento africano: en este relato, el autor recrea libremente su experiencia como piloto de combate y la anécdota de la mamba negra en su habitación, que cuenta en “Volando solo”.

La acción transcurre en Kenia en 1939 y la historia la cuenta un piloto: una serpiente mamba negra bebe todas las noches la leche de una vaca y sirve de coartada a un individuo para que hiera mortalmente a un vecino que le había matado el perro.

Cuidado con el perro: de nuevo la Segunda Guerra Mundial y de nuevo la historia de un piloto inglés recluido en un hospital desorientado tras la pérdida de una pierna y que reconoce en Francia tras leer el letrero “garde au chien”.

Cordero asado: una señora mata a su marido policía con una pierna de cordero congelada e invita a los compañeros de su esposo a comerla. Adaptado para la televisión por Alfred Hitchcock.

Galloping Foxley: cincuenta años después, William Perkins se encuentra casi a diario en el tren con un personaje que por su aspecto físico supone G. F. ,compañero de colegio en Repton y que por entonces ejercía de prefecto y tenía permitido oficialmente pegar a los menores que estaban a sus órdenes y así se convirtió en su esclavo.

Cuando se decide a presentarse y descubrir su identidad, se da cuenta de que no es el personaje que se había imaginado.

Recreación de sus años escolares – se recuerda la anécdota de calientaretretes que menciona en “Boy” – y una crítica directa a los métodos represivos de las escuelas británicas de la época.

El deseo: el más breve de los relatos, sobre la imaginación y los temores infantiles. Un niño intenta cruzar una larga alfombra roja, negra y amarilla pisando solo en el amarillo: en el rojo se quemaría y las partes negras son serpientes. Historia que nos depara un final sorprendente.

El campeón del mundo: toda la imaginación puesta al servicio de la caza furtiva de faisanes: píldoras de dormir envueltas en pasas. Así cazan 120 faisanes propiedad del cervecero Victor Hazel, hasta que las píldoras dejan de hacer efecto. Relato ampliado en la novela juvenil “Danny, campeón del mundo”.

Tatuaje: un personaje que cambia un cuadro tatuado en su espalda, en su vejez, por una falsa promesa de confort.

La máquina del sonido: la extraordinaria sensibilidad de la máquina del sonido, capaz de percibir los gritos de dolor de una rosa al cortarla y que hace enloquecer a su inventor.

Mi querida esposa: a través de un micrófono oculto en los huéspedes invitados, los dueños se enteran de cómo ganan al bridge: por la posición de los dedos. Y deciden ponerse a practicar.

Traducción de FLORA CASAS y FRANK SCHLEPER.

A PARTIR DE 14 AÑOS

EL DEDO MÁGICO

LOQUELEO, 2016

La protagonista, 8 años, vive en una granja. Muy cerca viven también los Gregg, matrimonio que tiene dos hijos de 8 y 11 años y todos muy aficionados a la caza, principalmente de patos.

Nuestra heroína tiene una cualidad extraordinaria: a quien señala con su “dedo mágico” se transforma en lo que desea (un día señaló a la profesora y se transformó en un gato).

Como odiaba la caza, un día señaló a los Gregg y los cuatro se transformaron en patos y salen volando por la ventana. A su vez los patos adoptan la forma humana y con escopetas apuntan al nido que los Gregg habían construido en lo alto de un árbol.

Y así consiguen de ellos la promesa de nunca más disparar a los patos y recuperar la forma humana.

Nueva incursión del autor – en un relato muy adecuado para contar – en la defensa de los animales y la protección de la naturaleza, en ponerse en el lugar de otro, la lucha contra la maldad y la grosería. Historia que sin duda hará las delicias de los lectores, puesto que: ¿a qué niño no le gustaría ser poseedor de un dedo mágico?

Ilustraciones de QUENTIN BLAKE.

Traducción del inglés de MARIBEL DE JUAN GUYATT.

A PARTIR DE 9 AÑOS

EL VICARIO QUE HABLABA AL REVÉS

EDICIONES SM, 1997

El vicario del pueblo de Nibbleswicke padecía dislexia desde pequeño. Por ello cuando discurseaba a sus feligreses muchas palabras le salían al revés: atar era rata, subo era obús, sala era alas, amar era rama y orar es raro.

En lugar de decir:

-¿Qué animal más mono? ¿De qué raza es?

Decía:

-¿Qué lámina más mono? ¿De qué azar es?

Palabras por cierto dirigidas a la más rica del pueblo, que le cerró la puerta en las narices.

El médico del pueblo le aconseja lo siguiente: andar hacia atrás cuando hable y entonces las palabras que salen del revés le saldrán del derecho. Para no tropezar, sujetó con goma un espejo retrovisor en la frente.

Incursión de Dahl en la tradición británica de los juegos de palabras, deudor de Lewis Carroll, aunque naturalmente pierde originalidad en la versión al castellano.

Los derechos los cedió el autor a una sociedad disléxica.

Ilustraciones de QUENTIN BLAKE.

Traducción de PAZ BARROSO.

A PARTIR DE 9 AÑOS.

MI AÑO

EDICIONES SM, 1995

Diario en doce capítulos, uno por cada mes del año: experiencias personales, recuerdos de infancia, anotaciones sobre la Naturaleza y los animales….

Enero: a los 18 años, consigue un contrato de prácticas en la compañía Shell. Después de comer tomaba siempre una chocolatina de Cadbury´s. Con el papel de plata formaba una pelotita. Al cabo de un año, la pelotita era del tamaño de una pelota de tenis. La conservaba encima de la mesa de su despacho.

Otras cosas que guarda: un pedazo de ámbar gris conservado en una botella; una piedra recogida en una rio de Tejas, cincelada por los indios; un pedazo de piedra con escritura cuneiforme que encontró en la región de la antigua Babilonia en 1940.

Febrero: urracas y topos. Explica un original método para ahuyentar a los topos: como no pueden soportar el ruido, les pone una botella enterrada dejando el cuello fuera. Con el ruido del aire se van.

Marzo: coleccionista de huevos de pájaro. Llegó a tener 172 huevos (11 de gorrión).

Abril: sus vacaciones de Semana Santa

Mayo: los cucos. Jugaba al golf cuando era niño.

Junio: la dedalera que proporciona la droga llamada digitalina.

Julio: en 1934, a los 16 años, compró una moto Ariel, de 500 cm cúbicos, de segunda mano y por 22 libras.

Agosto: vacaciones en Francia. Mariposas.

Septiembre: castañas y champiñones.

Octubre: manzanas y mariquitas.

Noviembre: fiesta tradicional inglesa en el Colegio de Guy Fawkes.

Diciembre: Navidad y una trastada de niño.

Ilustrado por QUENTIN BLAKE. Traducido por MARIA TERESA GUITIÁN.

A PARTIR DE 11 AÑOS.

LA JIRAFA, EL PELICANO Y EL MONO.

LOQUELEO, 2016

Un día el joven Billy se encuentra con nuevos inquilinos en la vieja confitería o Empachadero: los limpiaventanas o Compañía de Limpiaventanas Desescalerados: la Jirafa, el Pelicano y el Mono.

Son una compañía especial: la Jirafa hace de escalera gracias a su cuello que baja y estira; Peli es el cubo con su pico; el Mono es el limpiador gracias a su velocidad y agilidad. Billy es el director gerente.

El primer trabajo lo realizan en el palacio de un atípico duque. Capturan a un ladrón que se había colado y el duque les regala la nueva confitería “El Empachadero”. El día de la apertura fue todo un acontecimiento, con productos de la fábrica de chocolates de W. Wonka, el protagonista de “Charlie y la fábrica de chocolate”.

Relato en primera persona, canto al ingenio, a la importancia de la unión, con algunas sonoras rimas intercaladas.

Ilustraciones de QUENTIN BLAKE. Traducción de JUAN RAMÓN AZAOLA.

A PARTIR DE 9 AÑOS

CHARLIE Y EL GRAN ASCENSOR DE CRISTAL

LOQUELEO, 2016

Continuación de “Charlie y la fábrica de chocolate”, consta de dos partes bien diferenciadas: hasta el capítulo 11 inclusive, la aventura espacial; del capítulo 12 al 20, regreso a la fábrica de chocolate.

El señor Wonka, dueño de la fábrica, y la familia de Charlie salen disparados hacia el espacio en el Gran Ascensor de Cristal. Aquí se encuentran con el “Hotel Espacial USA”, una gigantesca cápsula en forma de salchicha, y con la “Cápsula Conmutadora” que está a punto de acoplarse al hotel. Todo es observado por millones de telespectadores y por el presidente de Estados Unidos y sus asesores.

El Gran Ascensor penetra en el Hotel antes que la cápsula, pero huy cuando se topan con los Knidos Vermiciosos, monstruos que viven en el planeta Vermes y pueden adoptar diferentes formas. Consiguen arrastrarlos hacia la Tierra y al atravesar la atmósfera se ponen incandescentes.

En la segunda parte, el ascensor llega a la fábrica, donde conocen los efectos del Vita – Wonka o pastillas rejuvenecedoras (cada pastilla rejuvenecía 20 años). Una abuela de 78 años toma cuatro pastillas y se queda en menos dos años. Por ello es rociada con Wonka – Vita o envejecedor, pero envejece demasiado y es necesario compensarla con Vita – Wonka.

Y dado su popularidad, el presidente de Estados Unidos los invita a visitar la Casa Blanca.

Ritmo ágil, con abundancia de frases exclamativas e interrogativas, ironizando sobre la carrera espacial y el afán de pastillas rejuvenecedoras. Entre los asesores del presidente figura un tragador de espadas de Afganistán que le enseña a tragarse las palabras y su consejero económico intenta equilibrar el presupuesto encima de la cabeza, aunque no lo consigue.

Ilustraciones de FAITH JACQUES. Traducción de VERÓNICA HEAD

A PARTIR DE 11 AÑOS.

HISTORIAS EXTRAORDINARIAS

ANAGRAMA, 2001

Selección de siete cuentos, todos narrados en primera persona.

El chico que hablaba con los animales: la curiosa historia de la amistad entre un niño y una gigantesca tortuga en la isla de Jamaica. El niño salva a la tortuga del maltrato y el sacrificio y un día el niño desaparece y es visto recorriendo los mares sobre el caparazón de la tortuga.

La protección de la fauna, contra el maltrato animal, la sintonía de los animales con el hombre.

El autostopista: el protagonista recoge en la carretera a un individuo que se

confiesa como un hábil carterista o “dedero” por su habilidad con las manos. Hasta el punto de birlar el talonario de multas del guardia que les para por exceso de velocidad. “Nunca cojo nada a los pobres” afirma.

El tesoro de Mildenhall: la historia, verídica, transcurre en 1942. Dos agricultores ingleses encuentran un tesoro romano de plata de incalculable valor. Tienen derecho a recompensa, pero uno por ignorancia y otro por egoísmo, reciben una mínima parte de lo que les corresponde.

Racha de suerte. Como me hice escritor: el autor recuerda sus primeros años escolares en internados – y el acoso y la violencia a la que fue sometido por parte de maestros y alumnos mayores – y como se hizo escritor con sus primeras vivencias. Señala asimismo las cualidades que debe reunir todo escritor de ficción y añade: “las historias reales no me interesan”.

La primera historia infantil fue “Los Gremlins”, publicada por la revista “Cosmopolitan” en 1942. Historia que leyó a sus nietos la esposa del presidente Roosvelt y por ello fue invitado a la Casa Blanca. Por aquel entonces estaba como asesor en la embajada inglesa en EE. UU.

Pan comido (Mi primera historia, 1942): relato autobiográfico o historia de un accidente de aviación en el desierto durante la Segunda Guerra Mundial. Publicada en la revista “Saturday Evening Post” por iniciativa del escritor C. S. Forester, abonándole 900 dólares.

La maravillosa historia de Henry Sugar: Henry Sugar tenía 41 años y era un play – boy soltero, rico y ocioso. Un día lee la historia del indio Imhrat Khan, el hombre que trabajaba en un circo y puede ver con los ojos tapados y la historia le entusiasma hasta tal punto que comienza a seguir sus teorías y al cabo de tres años de prácticas logra desarrollar los sentidos externos de la vista. Y alcanza su sueño: adivinar los naipes o cartas de la baraja por el dorso.

Así consigue millones viajando por los casinos del mundo (“toda la gente rica tienen una peculiaridad: sienten un tremendo deseo de hacerse aún más ricos de lo que son”). Pero reflexionando, decide fundar una sociedad, con sede en Suiza (“las autoridades suizas nunca quieren saber de dónde procede el dinero”) y encargada de crear orfelinatos – fundó 21 – y donde invierte todo lo que gana en 20 años.

Reflexión sobre el control del dinero, la ambición desmedida, la solidaridad y pensar en los demás.

El cisne: es una historia sobre el acoso y los abusos, protagonizada por dos jovenzuelos que después de hacer varias trastadas al niño Peter Watson, le atan en los brazos las alas de un cisne que habían matado con la escopeta de uno de ellos y le obligan a lanzarse desde un árbol. Con un final sorprendente.

Traducción de JORDI BELTRAN

A PARTIR DE 14 AÑOS.

EL LIBRERO

NÓRDICA LIBROS, Madrid, 2016

William Buggage es el propietario de una librería de “libros raros”. Las ventas directas son escasas, aunque él y su ayudante la señorita Muriel Tottle se permiten el lujo de alojarse en los mejores hoteles del mundo: de momento en 48 de los 300 que se reseñan en una guía.

¿Dónde, pues, radica el secreto? En el chantaje a las viudas de maridos adinerados – condes, duques, lores o un obispo – haciéndoles creer la adquisición de libros que ponían en entredicho su honorabilidad.

El lector se encuentra con un final inesperado que no es capaz de intuir, pues hábilmente el autor – este año se cumplen los 100 años de su nacimiento – tiene la capacidad de distraerle con argumentaciones que le mantienen en vilo, en un relato muy actual, presentes la picaresca y la ambición, con la erótica del poder y del dinero perfectamente retratadas (“lo que cuenta es lo que tienes”).

Por casualidad, una viuda chantajeada pone sus trampas al descubierto.

Edición ideal de bibliófilo, con encuadernación en cubiertas de cartón y 13 láminas en color de FEDERICO DELICADO que nos llevan a la esencia misma de la historia.

Traducción de XESÚS FRAGA.

A PARTIR DE 14 AÑOS

¡QUÉ ASCO DE BICHOS! EL COCODRILO ENORME

EDI. LOQUELEO, 2016.

       –EL COCODRILO ENORME: un cocodrilo feroz, glotón, enorme, feo y fanfarrón, se propone comer niños y lo va contando todo orgulloso a varios animales que va encontrando: “Peso- Doble” el hipopótamo, “Trompeta” el elefante, “Titi Travieso” el mono, y el pájaro “Bella- Pluma”-

Llega a la ciudad con la intención de llevar a cabo sus trucos, pero el nº 1 –simular un cocotero –se lo frustra el hipopótamo; el truco nº 2 – simular un balancín – lo echa abajo el mono; el 3º – aparentar la figura de un tiovivo – se lo reventó el pájaro; y el 4º – simular que es un banco en un jardín – lo interrumpe el elefante, que enrolla su trompa alrededor de la cola y lo lanza al espacio, contra el ardiente sol.

Es uno de los relatos más originales del autor, apropiado a una narración oral.

Las ilustraciones en blanco y negro de QUENTIN BLAKE permiten adentrarse perfectamente en la esencia del relato, aportando el toque humorístico.

Alecciona sobre la maldad y la valentía para enfrentarse a ella. Y sobre la glotonería, uno de sus temas recurrentes.

-¡QUÉ ASCO DE BICHOS! : nueve cuentos rimados, con el protagonismo de 9 animales: cerdo, cocodrilo, león, escorpión, erizo, vaca, rana y caracol; y “El bicho de mi tripa” o las ganas de comer de un niño glotón.

Dispuestos a ser leídos en voz alta – loable trabajo de los traductores – “La rana y el caracol”, el más largo de todos, está también relacionado con la glotonería; “El oso hormiguero” se merienda a un niño mimado y consentido; “El cerdo” sabio y valiente que “iba a ser comida del granjero pero se lo comió a él primero”…

Y jugando con lo escatológico en “El erizo” o la niña que se sienta sobre un erizo y un dentista le quita las espinas del trasero; o “La vaca” a la que le crecen alas y estampa una boñiga en la cabeza del escéptico.

Ilustraciones de QUENTIN BLAKE

Traducción de MARÍA PUNCEL y MIGUEL ÁNGEL DIÉGUEZ

            A PARTIR DE 9 AÑOS.

Publicado en Autores